Las doce plagas del Cambio Climático

imagenHoy trasladamos al blog un interesante artículo sobre la influencia del Cambio Climático en la expansión de enfermedades infecciosas como  la gripe aviar, ébola, cólera y tuberculosis.

El post se publicó ya hace más de un año, a raíz del  Congreso Mundial de Conservación que se celebró en Barcelona el año pasado e incide en las consecuencias del aumento en las temperaturas del planeta y la fluctuación en los niveles de  lluvias en  la distribución de peligrosos patógenos que causan enfermedades.

Estos cambios en  el  medio ambiente  generan variaciones en los ecositemas que originan  enfermedades  en las

Fontee: WHO, 2007. Global Tuberculosis Control: Surveillance poblaciones animales,  impactan directamente en la salud humana y originan enormes daños  económicos. Para muestra la pandemia que estamos viviendo actualmente.

Los científicos aseguran que la prevención pasa por el seguimiento de los patógenos animales que originan “las doce asesinas”, que resumen como:

  • Influenza aviar: se origina en aves salvajes y se propaga vía heces y secreciones de animales infectados
  • Babesiosis: enfermedad parasitaria similar a la malaria, que suele afectar a los animales domésticos, en especial a los perros y se propaga por un vector
  • Cólera: enfermedad diarréica causada por una bacteria en agua contaminada que provoca una infección intestinal y afecta principalmente al mundo en desarrollo
  • Ébola: una de las enfermedades infecciosas más letales que se conocen causada por un virus que provoca fiebre hemorrágica altamente contagiosa y mortal y afecta a primates y otros mamíferos, incluido el humano
  • Parásitos intestinales y externos: se propagan en ambientes terrestres y acuáticos y su supervivencia aumenta con el incremento de la temperatura
  • Enfermedad de Lyme o Borreliosis: infección causada por una bacteria transmitida por la garrapata, de muy difícil diagnóstico porque sus síntomas pueden confundirse con muchas otras enfermedades, como fibromalgia, esclerosis múltiple, lupus, etc.
  • Peste bubónica o peste negra: causada por la bacteria Yersinia pestis, una de las enfermedades infecciosas más antiguas que todavía puede causar muchas muertes en animales y humanos. Se propaga con los roedores y sus pulgas
  • Marea roja: una excesiva proliferación de algas dañinas en las costas que crean toxinas que pueden ser letales tanto para animales como humanos
  • Fiebre de Rift Valley (RVF en sus siglas en inglés): zoonosis viral que afecta principalmente al ganado doméstico de gran importancia para la seguridad alimenticia, particularmente en África y Medio Oriente
  • Enfermedad del sueño o tripanosomiasis: causa por un parásito que afecta a personas y animales y propagada por la mosca tsetse
  • Tuberculosis y tuberculosis bovina: ahora distribuida en todo el mundo, la forma animal puede contagiar al humano por el consumo de leche sin pasteurizar, y la forma humana puede afectar a animales
  • Fiebre amarilla: afecta las regiones tropicales de África y partes de América central y del sur. Causada por un virus propagado por mosquitos y se extenderá a nuevas regiones con el incremento de temperaturas.

Fuente: BBCMundo

Esta entrada fue publicada en Cambio Climático, Vivir más, vivir mejor y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario